Keylor VS Areola: dos metas fiables pero con altibajos

El duelo entre Real Madrid Y Paris Saint Germain de los octavos de final ha levantado una expectación poco vista en Chamartín en los últimos años. La llegada de uno de los grandes de Europa, el regreso de Neymar a España con su fichaje por los blancos en la mente de muchos, y el aliciente que supone siempre la Champions para el Madrid, dan lugar a un cóctel que atrae a extraños y extraños. Por ello, en los próximos días analizaremos y compararemos a ambos equipos en distintas zonas del campo.

 

LA PORTERÍA

Todo equipo se debe empezar a construir desde atrás, y la portería es clave en cualquier club que quiera disputar e intentar hacerse con la Copa de Europa. En esta ocasión, los protagonistas que se encuentran bajo palos en ambos conjuntos son de un perfil muy distinto.

Por parte del PSG, encontramos a Alphonse Areola. Por el momento no tiene un gran reconocimiento a nivel internacional, pero con su juventud (24 años) ya ha conseguido afianzarse en la meta de uno de los grandes de Europa. Areola es un viejo conocido de la Liga Santander, ya que en la temporada 2015-16 militó en el Villarreal. Tras una gran campaña, el cancerbero regresó a París para disputarle la titularidad a Kevin Trupp.

Tras haber ido cediéndose el testigo el pasado año con el guardameta alemán, Areola se ha ganado la confianza de Unai Emery y, si bien es verdad que en el último mes ha alternado bastantes titularidades con Trupp, a día de hoy es el portero titular para el míster español. En la Ligue 1 ha disputado 22 partidos, mientras que en la Champions ha jugado los seis encuentros del conjunto parisino.

El jugador de origen filipino es actualmente el meta menos goleado de la liga francesa, habiendo concedido únicamente 11 goles, encajando cada 124 minutos (1 gol cada dos partidos). En la Champions solo ha recibido 4 tantos, y si tenemos en cuenta que tres de ellos se los marcó el Bayern de Munich en la última jornada, se podría decir que la trayectoria hasta el momento en Europa es  prácticamente inmaculada.

Por otro lado encontramos a Keylor Navas. El eterno discutido en la portería del Bernabéu. Desde su llegada hace cuatro temporadas siempre ha habido discrepancias con él. Su trayectoria en la ‘casa blanca’ es una montaña rusa. De ser indiscutible, a no estar a la altura.

En estos momentos, pese a la mala temporada del Real Madrid, Keylor es de los pocos que se salva para la afición, y algunas de sus actuaciones han evitado que el descalabro de los blancos fuese mayor. Con la sombra de De Gea pululando por las oficinas del club, el costarricense se mantiene firme en su puesto, con unos números mejores que los que su equipo está obteniendo esta temporada.

Este año el portero ha disputado 25 encuentros, de los cuales 1 en Copa, 4 en la Champions League y los restantes en La Liga Santander. De los cuatro que ha disputado en la máxima competición continental, el balón tocó sus redes en cuatro ocasiones, las mismas que Areola, pero con dos partidos más el internacional francés. Sus actuaciones en algunos de esos partidos fueron brillantes, como frente al Tottenham en el Bernabéu, dónde Harry Kane tuvo pesadillas con el ex-meta del Levante.

La historia en liga es distinta, dónde Keylor ha encajado 23 goles en 15 partidos, distando mucho del ‘Zamora’ Oblak, quien lleva 9 goles concedidos, o también de Ter Stegen, portero del líder FC Barcelona, que ha recibido once tantos, y ambos lo han hecho disputando más partidos que el de Costa Rica.

Por ahora, y de cara al partido del miércoles, tanto Zidane como Emery tienen aseguradas las manos que cubrirán sus porterías.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies