Al bombo a ritmo de Vela (2-0)

VÍDEO Y CRÓNICA. El mexicano convierte en realidad el sueño ‘txuri urdin’ con un doblete que deja el resultado global en 4-0. El Lyon, muy inferior.

Sabían los de Arrasate que el conjunto francés tenía que buscar el gol desde el primer instante y plantearon un repliegue intermedio cediendo la iniciativa al Lyon. El dibujo se podía apreciar a la perfección: un 4-3-2-1 sin balón con Seferovic como hombre más adelantado y los locales no sufrían ya que la lenta circulación de balón por parte del Olympique no complicaba las basculaciones.

Con el paso de los minutos la Real comenzaba a soltarse y Griezmann daba el primer aviso serio a los 10 minutos de partido: Seferovic dejaba sólo al francés delante de Lopes y el extremo intentaba una ‘cuchara’ pero el balón fue mansamente a las manos del meta Lyonés.

Los donostiarra ganaban metros y comenzaban a llevar las riendas del partido. En el 20’, Vela entraba por línea de fondo de la banda izquierda, Lopes dejaba el marco descubierto, y Seferovic cabeceaba un centro del mexicano que desbarató Umtití.

Al Lyon se le escapaba la eliminatoria y llegaba con poco peligro a la portería de Bravo y con acometidas estériles. El gol de la sentencia parecía más probable que el de un supuesto inicio de remontada y la Real seguía buscando una puntilla que a punto estuvo de llegar a balón parado en una jugada ensayada a la salida de un córner que Vela finalizaba enviando la pelota cerca del poste de Lopes.

Vela, uno de los más activos en la primera mitad, vio cartulina amarilla por tirarse dentro del área y lo cierto es que, de haberse mantenido en pie, Koné lo hubiera arrollado siendo pena máxima indiscutible. Un minuto después, el mexicano entraba por el pico del área izquierdo y picaba la pelota ante la salida de Lopes, pero el meta lograba repeler enviando a córner una de las mejores ocasiones del primer acto. De esta manera se llegaba al descanso y la Real era más favorita aún.

Al comienzo de la segunda mitad, más de lo mismo. El conjunto francés era un juguete en manos de los ‘txuri urdin’ y Seferovic iba a tener dos grandes oportunidades para matar la eliminatoria: la primera, rematando al palo un centro de Vela, y la segunda, culminando un contragolpe dirigido por Griezmann que finalizaba enviando la bola cerca de la madera.

La Real jugaba a placer, con grandes triangulaciones y creando peligro. El premio llegaría en el 67’ cuando Vela remataba sin oposición en el área pequeña un saque de esquina lanzado por Griezmann. 1-0 y los franceses obligados a hacer cuatro tantos para estar en el sorteo del jueves.

La eliminatoria estaba decidida y el partido bajó de ritmo con los locales moviendo la pelota con tranquilidad y una gran fiesta en las gradas de Anoeta. En el último minuto, Vela arrancaba con potencia en su propio campo rompiendo la zaga francesa, pisando área y definiendo a la perfección con sutileza ante la salida de Lopes poniendo el 2-0 definitivo. La Real entraba así en Champions diez años después acompañando a Barcelona, Real Madrid y Atlético en el sorteo de mañana jueves.

REAL SOCIEDAD: Bravo; Estrada, Ansotegui, Iñigo, De la Bella; Bergara, Xabi Prieto (Chory Castro), Zurutuza; Griezmann (Granero), Vela y Seferovic.

OLYMPIQUE LYONNAIS: Lopes; Bedimo, Umtití, Koné, Lopes; Gonalons, Fofana; Lacazzete, Grenier, Gourcuff (Bahlouli); Benzia (Fekir).

GOLES: Vela, 1-0 (min. 68), Vela, 2-0 (min.90)

ESTADIO DE ANOETA: 32.000 espectadores.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies