Florentino Pérez, a por el noveno entrenador

Ya es oficial el adiós de José Mourinho al final de temporada. Este adiós supone la marcha del octavo entrenador que ha pasado por el Real Madrid con Florentino Pérez como presidente del club blanco (2000-2006; 2009-actualmente).

El portugués se va después de tres temporadas (1.007 días) al frente el banquillo madridista, dejando una Copa del Rey, una Liga y una Supercopa de España y siendo el técnico que más ha aguantado en el cargo, solo superado por Vicente del Bosque, que estuvo 1.031 días.

Los “problemas” de Florentino para encontrar el entrenador ideal para el Real Madrid comenzaron cuando decidió que no renovaría el contrato a Del Bosque, después de que el salmantino hubiera alzado siete títulos en los tres años y medio que estuvo en el club, una decisión no compartida por los aficionados.

Ahora toca pensar en el futuro y buscar recambio para el luso. El presidente del equipo de Concha Espina dijo en la rueda de prensa de ayer que “no han firmado ningún acuerdo ni precontrato con nadie”, pero todo apunta a que será Carlo Ancelotti el “noveno” en sentarse en el banquillo en la “Era Florentino”.

Los ocho anteriores, han sido:

– Vicente del Bosque (2000/03).

El actual seleccionador de España le dio al Real Madrid dos Champions, dos Ligas, una Intercontinental, una Supercopa de Europa y una Supercopa de España. Del Bosque era el técnico madridista cuando Florentino llegó a la presidencia del club blanco, y el ingeniero decidió darle continuidad al proyecto. Sin embargo, en junio de 2003, justo un día después de que el club blanco se proclamara campeón de su 29º título de Liga, Florentino anunció que el contrato del salmantino, que finalizaba el día 30 de ese mismo mes, no sería renovado, argumentando que el proyecto presentaba “síntomas de agotamiento”. Esta decisión fue muy criticada y, a la larga, se ha visto que también equivocada.

– Carlos Queiroz (2003/04).

Procedente del Manchester United, donde era la mano derecha de Alex Ferguson, fue el elegido por Florentino Pérez para llevar a cabo el cambio de ciclo que supuestamente necesitaba el club blanco. Con él en el banquillo, el Real Madrid fue eliminado en cuartos de final por el AS Mónaco, fue derrotado por el Zaragoza en la final de la Copa del Rey y terminó cuarto el campeonato liguero tras perder cuatro de los últimos cinco partidos. El portugués solo logró una Supercopa de España y, al año de llegar, fue destituido, según Florentino, por “falta de autoridad y carácter”.

– José Antonio Camacho (2004).

El ex futbolista blanco fue contratado por la autoridad moral de la que disponía para dirigir al Real Madrid. Llegó procedente del Benfica y solo dirigió al banquillo madridista en tres partidos de Liga y uno de Champions, que perdió por 3-0 ante el Bayer Leverkusen. Él mismo se dio cuenta de que no podía controlar la indisciplina colectiva que reinaba en el vestuario y decidió marcharse.

– Mariano García Remón (2004).

El que fuera portero madridista, y único madrileño que ha defendido la portería del Real Madrid, además de Íker Casillas, llegó al club  en septiembre porque Camacho se lo pidió. En diciembre de ese mismo año, solo tres meses después de su llegada, fue destituido a causa de los malos resultados obtenidos.

– Vanderlei Luxemburgo (2004/05 y 2005/06).

Llegó recomendado por Arrigo Sacchi, entonces director de fútbol del Real Madrid. Fue nombrado el 30 de diciembre de 2004 y el 4 de diciembre de 2005 fue destituido. Durante los 11 meses que dirigió a los madridistas, el brasileño no logró conquistar ningún título. Su despido supuso la acumulación de cinco entrenadores en 30 meses en el equipo blanco.

– Juan Ramón López Caro (2005/06).

Tras la destitución de Luxemburgo, Florentino Pérez quiso fichar a alguien de la casa, así que optó por el que entonces era entrenador del Real Madrid Castilla. Poco después, Florentino dimitió como presidente del equipo blanco. López Caro, que dirigió al equipo durante 156 días y no ganó ningún título, fue despedido al final de la temporada.

– Manuel Pellegrini (2009/10).

Fue la apuesta de Florentino cuando ganó las elecciones y volvió a ser presidente del Real Madrid. Pagó 4 millones de euros al Villarreal para hacerse con sus servicios. En el club pensaban que el chileno era el que más se asemejaba a la cultura madridista, pero la caída en octavos de final en la Champions, el “alcorconazo” y perder la Liga con el Barcelona, lo sentenciaron y fue destituido en mayo de 2010.

– José Mourinho (2010/13).

Mou era el elegido para llevar a cabo un proyecto estable, con una organización al estilo inglés. Florentino Pérez pagó 11 millones de euros al Inter de Milan para traerlo al Real Madrid. Después de tres temporadas en el club blanco, se va sin conseguir la ansiada “Décima” para los madridistas, pero con una Liga, una Copa del Rey, una Supercopa de España y habiendo devuelto al equipo el prestigio que había perdido en Europa, logrando llegar a tres semifinales consecutivas en la Champions.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies