La portada  

   

   

Twitter  

   

Youtube  

   

Facebook  

   

Te recomendamos  

   
   

El Atleti salva un punto a última hora ante un gran Girona (2-2)

Detalles
Compartir en La Tafanera
Compartir en Menéame
Compartir en Tuenti
Compartir en Digg it!
Compartir en Cabozo

El Girona y el Atlético de Madrid comenzaron su primera jornada de liga con un empate en un encuentro donde los catalanes fueron notoriamente superiores durante gran parte del partido. Los de Machín comenzaron ganando, poniéndose 2-0 en apenas dos minutos. Sin embargo, el Atlético pudo empatar en la recta final con goles de Correa y Giménez.

Comenzó la Liga 2017/2018 para el Girona y el Atlético de Madrid, quienes se han enfrentado en la primera jornada de la competición. Los primeros minutos comenzaron de forma muy activa por parte de los jugadores catalanes, presionando en el área rival rojiblanca con varios disparos sin peligro.

El partido siguió esta línea hasta que en el minuto 21, el conjunto catalán logró encadenar una buena jugada y, tras un preciso centro al área, Stuani, el delantero uruguayo del Girona, logró materializar el primer tanto del partido con un cabezazo. Tan solo tres minutos después, Stuani, de nuevo de cabeza, logró meter el balón en la red de Oblak tras un rechace proveniente de una falta que le dejaba con la portería vacía.

Tras los goles, el Atlético no reaccionó y únicamente tuvo un par de ocasiones sin ningún peligro para los catalanes. El Girona continuó presionando al conjunto colchonero y a punto estuvo de marcar el tercer tanto en el minuto 41, donde tuvieron hasta 3 oportunidades para materializarlo, pero en el último intento, Oblak logró parar y despejar el balón de la portería rojiblanca. Con este resultado, ambos conjuntos se marcharon al túnel de vestuarios, donde se veía que el equipo catalán estaba siendo superior frente al equipo de Simeone.

Durante el inicio de la segunda mitad, parecía que el conjunto rojiblanco salía con más intensidad y combinaba mejor que en el primeros 45 minutos. Los dos equipos protagonizaban jugadas peligrosas que podían terminar en gol. Simeone decidió mover ficha y pasar a una táctica más ofensiva: en el minuto 57, Juanfran se retiró del campo para que entrara el argentino Ángel Correa.

El partido estaba siendo disputado hasta que en el minuto 70, Griezmann cayó en el área y el árbitro consideró que se tiró, por lo que le enseñó la tarjeta amarilla. El jugador francés protestó al árbitro y éste de nuevo le mostró una tarjeta roja directa. De esta manera, Antoine Griezmann se retiró expulsado del terreno de juego. Sin embargo, el Atlético no se rindió y en el minuto 77 Correa realizó un potente disparo que no pudo parar el cancerbero del conjunto catalán.

A partir del gol del jugador argentino, el Atlético presionó más que nunca. Tras un saque de falta, Giménez se fue directo a por el balón centrado y aprovecho el error de Iraizoz, que creía capaz de llegar antes que el defensa uruguayo. Así, el cabezazo de Giménez logró poner el empate en el marcador. Los últimos 5 minutos fueron de infarto, el partido estaba roto y cualquiera podía marcar el tercer tanto. El Girona habría marcado el gol que marcara la diferencia si no fuera por Oblak, que realizó una parada de muy buenos reflejos en el minuto 92. Finalmente, el partido acabó igualado, y ambos equipos comienzan con un punto en la primera jornada de la temporada.

revistaindios.es
Twitter: @RevistaIndios

  • No se han encontrado comentarios
Por favor, acceda con sus datos para poder comentar
   

Login Form

   

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto
ARAB 
© Manda Pelotas