¿Por qué Ribéry sí y Robben no?

Todo el mundo tiene claro que Ribéry ha hecho méritos para merecerse estar entre los claros candidatos al Balón de Oro, pero ¿y Robben?

En apenas tres días se dará a conocer el nombre del ganador del Balón de Oro más polémico de los últimos años. Como era de esperar, los tres finalistas son Cristiano Ronaldo, Leo Messi y Franck Ribéry.

En estos meses se ha hablado mucho acerca de los méritos de cada uno de los aspirantes al galardón; y es que las pautas que determinan quién merece el Balón de Oro no son muy claras. La FIFA aconseja que se tengan más en cuenta los méritos individuales que los colectivos, pero aún así es muy difícil estar de acuerdo en quién debe llevárselo. 

En cuanto a logros individuales, Cristiano ha hecho uno números extraordinarios durante el 2013 , y es que entre club y selección marcó 66 tantos. Le siguen Messi con 45 y con 19 Ribéry. En cambio, si se tienen en cuenta los méritos colectivos gana, sin ninguna duda, el francés. Scarface logró el triplete con el Bayern de Munich de Jupp Heynckes: Bundesliga, Copa de Alemania y Champions, sin olvidar la supercopa europea conseguida en agosto. El argentino ganó “sólo” la Liga de mano de Tito Vilanova y el portugués no consiguió ningún título con José Mourinho. 

Hace unos meses era Ribéry quien partía con ventaja gracias a los títulos obtenidos, pero el plazo de votación se amplió después de la repesca a causa de la gran actuación de Cristiano ante Suecia. Las lesiones han dejado a Messi lejos de conseguir su quinto balón de oro y por eso la lucha por el tan ansiado trofeo es directa entre el luso y el galo. Aún con esto ha surgido una pregunta entre algunos aficionados: ¿Qué pasa con Robben?

Los títulos acreditan a Ribéry, pero no hay que olvidar que son logros colectivos. El holandés también fue pieza clave en las victorias del conjunto dirigido por Heynckes. Si se comparan los números obtenidos por ambos jugadores, se aprecia que no hay mucha diferencia entre ellos. Robben consiguió con el Bayern 19 goles y 9 asistencias en 36 partidos; en cambio, Ribéry logró 11 goles y 15 asistencias enn 28 partidos. 

A algunos sorprendió, primero, la contundencia con que se defendió la candidatura del francés y, segundo, la manera en que se había olvidado a Robben. El holandés se exhibió en cuartos de la Champions ante la Juventus, marcó varios goles ante el Barça y dio el triunfo a su equipo en la final frente al Borussia, aunque hay que añadir que fue a pase de Ribéry. Además, se clasificó directamente con su selección para el Mundial de Brasil, algo que no hizo el francés, que tuvo que jugarse su pase en la repesca.

Ribéry es un grandioso futbolista, pero si él es un firme candidato para ganar el Balón de Oro, ¿por qué no puede serlo Robben?

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies