La portada  

   

   

Twitter  

   

Youtube  

   

Facebook  

   

Te recomendamos  

   
   

Giovanni Simeone devoró a la Juventus (3-1)

Detalles
Compartir en La Tafanera
Compartir en Menéame
Compartir en Tuenti
Compartir en Digg it!
Compartir en Cabozo

En un partido de otro mundo, Genoa sorprendió con todas las de la ley y supo imponerse a una Juventus desdibujada, que pese al gol de tiro libre de Pjanic nunca tuvo reacción. Giovanni Simeone –hijo del Cholo–, anotó un doblete para los genoveses y un autogol de Alex Sandro completó la faena.

En uno de los reductos de fútbol más brillantes de Italia –el Luigis Ferraris–, el técnico genovés, Iván Juric, salió a aprovechar la algarabía de sus aficionados. Alineó a su once estelar y paulatinamente fue hundiendo a su rival en una fosa de la que es casi imposible salir. Allegri, por su parte, como ya tiene acostumbrado, poseía muchas bajas en su plantel, sin embargo, alineó a los mejores posibles.

Sin mucho rodeo, la verticalidad del Genoa se impuso desde el principio. Con un remate de pierna izquierda desde la frontal de área, Lucas Rigoni fue el primero en avisar que el juego había comenzado y que serían los locales los que llevarían los tiempos del partido.

Con el asombro por el ímpetu de su equipo en la salida, los hinchas genoveses no se habían terminado de sentar en sus puestos cuando al minuto 3, Rigoni volvió al ruedo ofensivo, sacó un remate de derecha que fue atajado de muy buena manera por Buffon. El rebote cayó en pies del uruguayo Laxalt, quien también intentó perforar las redes con otro derechazo, pero Alex Sandro llegó justo a tiempo para sacarla en la raya. Con quien nadie contaba era con Giovanni Simeone, que como todo buen delantero acompañó la jugada hasta el último suspiro y en dos tiempos, modificó el marcador, poniendo el 1-0.

En cualquier otro momento de la temporada pasada y ante cualquier otro equipo, la Juventus pensaría que una ventaja mínima no significaría nada para el actual monarca de Italia, pero los planetas se alinearon para que el compromiso fuese dominado por el rival de turno. Luego del primer gol, Hernanes y Pjanic intentaron sacar remates de larga distancia, que, normalmente terminarían en anotación, pero esta vez fue distinto. Nada les salía.

No pasó mucho tiempo cuando en el minuto 13 Darko Lazovic hizo una jugada de fantasía por el costado derecho, dejó en el camino a Alex Sandro y sacó un centro venenoso que encontró la testa de Simeone, que con una acrobacia de caricatura le cambió la dirección al esférico y dejó en el piso a Gianluigi Buffon, para poner de esa manera el 2-0.

Foto: http://es.uefa.com/

La historia ya era otra. Juventus ahora peleaba contra sí misma. El Genoa se adueñó del partido, con toques rápidos y estrategia defensiva. Juric ordenó a los suyos tener la pelota, pero seguir generando peligro; gran idea ante un equipo juventino que se vio perdido y jamás funcionó.

El desespero por igualar acciones, llevó a Allegri a tomar medidas de riesgo. Hernanes y Kedhira subieron demasiado y el mediocampo se hizo vulnerable. Hecho, que de momento aprovechó a la perfección el Genoa, en los botines de Tomás Rincón, quien comandó todas las salidas del conjunto local y siempre se vio con mucha libertad en la mitad de la cancha.

Para completar un mal partido, Alex Sandro fue el culpable absoluto del 3-0.Tras un córner para Genoa, el brasileño, en su puja por no soltar la marca de Simeone, lo persiguió hasta el final. Sin embargo, para su infortunio, Rigoni apareció por el palo contrario  y chutó casi sin ángulo ni dirección, pero con la parábola en el aire, el lateral izquierdo de Juventus no midió bien su salto y acabó colándola en propia puerta, para que fuese 3-0, cuando el partido iba en el 28'.

En la segunda mitad, como era de esperarse, los cambios ofensivos llegaron por parte de Allegri. Gonzalo Higuaín ingresó en el 52 por Litchteiner, y pasó de un 3-5-1-1 a jugar con un 3-4-1-2. Cuadrado, que estuvo haciendo de falso nueve y con mucha libertad, pasó a ser volante de creación y Mandzukic lideró el ataque con el “Pipita”.

Las modificaciones, aunque en los papeles parecían efectivas, no se plasmaron en la cancha como se esperaba. Juventus se adueñó del balón, pero no de las posibilidades de anotar. El partido solo se equilibró.

Foto: http://es.uefa.com/

Cuando faltaban 20 para el silbatazo final, en respuesta estratégica, Juric hizo ingresar a Edenilson por Lazovic, para generar más estabilidad de juego. Con esto, Pjanic, Sturaro –que había ingresado por Kedhira– y Cuadrado, se vieron frustrados en toda ocasión, mientras que Mandzukic e Higuaín muy poco recibieron pelotas, así que constantemente estuvieron bajando a apoyar. El partido se le fue de las manos a la Juve.

No fue sino en el 82, cuando llegó el descuento para la visita. Miralem Pjanic, por la vía acostumbrada –tiro libre-, mandó un bombazo de derecha que fue directamente al ángulo del palo derecho que resguardaba Mattía Perín. Fue una verdadera joya, pero solo sirvió de anécdota. El partido terminó 3-1.

Tras el resultado, Genoa llegó a 19 puntos y se metió en la novena posición de la tabla. Juventus, por otro lado, se mantiene líder en solitario con 33 puntos, pero acortó su ventaja con respecto a Milan, que el sábado ganó 4-1 al Pescara y llegó a 29.

  • Ficha técnica:

Genoa: Mattia Perin; Nicolás Burdisso, Ezequiel Muñoz, Armando Izzo, Isaac Cofie, Tomás Rincón, Diego Laxalt, Darko Lazovic (70', Edenilson), Giovanni Simeone, Lucas Ocampos (89', Davide Biraschi), Luca Rigoni (87', Serge Gakpé).

Juventus: Gianluigi Buffon, Leonardo Bonucci (33', Daniele Rugani), Medhi Benatia, Dani Alves, Miralem Pjanic, Sami Khedira (70', Stefano Sturaro),  Hernanes, Alex Sandro, Stephan Lichtsteiner (53', Gonzalo Higuaín), Mario Mandzukic, Juan Cuadrado.

  • Goles:

1-0: Giovanni Simeone (3').  2-0: Giovanni Simeone (13').3-0: Alex Sandro (AG 28'). 3-1: Miralem Pjanic (82')

@Mojtro

  • No se han encontrado comentarios

Deja tus comentarios

0
   

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto
ARAB 
© Manda Pelotas